Respeto a otr@s


Cuando yo era pequeño una de las normas principales de convivencia era el respeto hacia tus mayores.
Era una convivencia armónica.

Hoy el respeto se ha perdido, toda una generación de padres, actuando en rebeldía contra ese sistema en el que fueron criados, están criando a sus hijos sin preceptos de respeto, pero no solamente sin respeto al mayor sino en general sin respeto al otro.
El problema de fondo, sin embargo, no está en esos padres rebeldes (¿o irresponsables?), está en realidad en haber clasificado al otro, en haber definido que solo aquellos que consideremos mayores son acreedores a nuestro respeto.
¿Que deja implícito esa premisa?, ¿donde queda el resto de la humanidad?
Deja implícita la existencia de “menores”, y nos deja en la capacidad de sentirnos superiores a ellos, irrespetarlos y exigirles respeto.
Y tú, cuan respetuoso eres?, haz un pequeño ejercicio y pregúntate:
  • ¿con cuanto respeto hablas de las personas del sexo opuesto?
  • ¿con cuanto respeto te refieres a los homosexuales?
  • ¿con cuanto respeto te refieres a las personas de otras etnias o tonos de piel?
  • ¿con cuanto respeto tratas a las mascotas?
  • ¿con cuanto respeto tratas al mundo natural?
  • ¿con cuanto respeto hablas con quienes tienen diferentes ideas a las tuyas (religiosas, políticas, sociales, culturales, etc)
  • ¿con cuanto respeto tratas a quienes te han irrespetado?

¿Quien es la persona a quien más respetas en el mundo?... ¿crees que puedas respetar en igual nivel a todos los seres de la anterior lista?
¿Evolucionaremos algún día?

Comentarios

Entradas populares